Jóvenes sobrevivientes de cáncer infantil crean emprendimiento de comida

13 jóvenes pertenecientes a Fundación Nuestros Hijos se graduaron del curso de Banquetería y Coctelería. Su proyecto “Cocinando por nuestros sueños” salió premiado en concurso de emprendimiento

0
143
Buenasnoticias.cl

Trece jóvenes sobrevivientes de cáncer infantil se graduaron el pasado viernes del Curso de Banquetería y Coctelería impartido por Fundación Nuestros Hijos. El programa desarrollado mediante un convenio de colaboración con Fundación Mapfre ha permitido entregar valiosas herramientas de inclusión laboral a jóvenes que resultaron con secuelas físicas o cognitivas tras recibir tratamientos por cáncer en su infancia o adolescencia.

La graduación viene a pocos días de que estos jóvenes sobrevivientes obtuvieron el segundo lugar del Concurso Emprende X Chile de Lab Social y la Universidad Finis Terrae con su proyecto de emprendimiento social “Cocinando por nuestros sueños”, premio que les permitirá financiar la compra de un carro de ventas para los productos que elaboran. 

“Este impulso ha generado en estos trece jóvenes las ganas de seguir soñando y trabajando, con la certeza de que pueden superarse a pesar de su discapacidad. Queremos que el país tome conciencia que el cáncer infantil provoca secuelas y es necesario acompañar a los jóvenes en toda su rehabilitación hasta que sean personas con todas las capacidades para salir adelante”, manifestó, Josefina Berliner, Gerente General de Fundación Nuestros Hijos.

Este es el segundo curso del ciclo de capacitación laboral que culminó el 30 de diciembre pasado y entre los aprendizajes que se abordaron se encuentra el montaje buffet, servicio de atención a la mesa, elaboración, producción y venta de servicios de banquetería y coctelería, servicio al cliente, elaboración de presupuestos y realización de compras.

Sobre su participación en el curso, Camila Figueroa, sobreviviente de cáncer infantil de 23 años, comentó que “me gustó mucho este curso, aprendí muchas cosas nuevas, ahora sueño con tener mi propia pastelería y vender muchos productos”. Por su parte, Katherine Gallardo, quien tuvo cáncer a los 12 años y perdió la visión y la audición durante el tratamiento, subió al escenario y leyó un discurso en braille en el cual agradeció esta oportunidad a nombre de todos los estudiantes.

En la ceremonia de graduación también participó el Senadis, quien a través de su directora María Ximena Rivas, sostuvo que “los sobrevivientes de cáncer infantil a menudo quedan con un porcentaje de discapacidad importante, por lo que el trabajo que está haciendo la Fundación es muy fundamental para brindar un tratamiento integral de la enfermedad, así como el acompañamiento a los jóvenes mediante herramientas para desarrollar habilidades que les permitan encontrar trabajo o tener su propio emprendimiento. Este es el camino para lograr una inclusión más efectiva”.

Comentarios